Diario de Robin

Aprendiz de Arquero
Aprendiz de Hombre

Domingo, 1 de Agosto de 2004

Querido diario.

El viernes por la noche disfrutamos de una tirada nocturna en mi club.

En nuestras tiradas nocturnas colocamos unas cuantas dianas 3D en zonas de acceso poco complicado. En la zona de puntuación adherimos un "gusiluz", un pequeño tubito con componentes químicos que emite una luz como la de las luciérnagas. Junto al culatín de las flechas adherimos otro "gusiluz" más pequeño para poder ver el vuelo de las flechas en la oscuridad de la noche.

El asunto consiste en disparar a oscuras con la única referencia del "gusiluz (gusano de luz)" . Segundos antes se enfoca la diana con una linterna, el arquero se prepara, se apaga la luz y en la oscuridad el arquero debe resolver una diana que no ve, sin referencias, sin trucos, tirando de una forma intuitiva... utilizando esos otros recursos que los manuales ignoran.

Lo primero que hicimos al oscurecer fue preparar algunas flechas con las barritas luminosas. las dianas ya estaban colocadas con su "supergusano" luminiscente pegado...


Nuestra pequeña amazona Marta no quiso perderse la tirada nocturna, una buena siesta le procuró pilas suficientes para aguantar hasta las tres y media de la mañana.


Con nuestras flechas luminosas nos dirigimos hacia la primera diana. Mientras llegábamos al puesto de tiro observé detrás una hilera de lucecitas verdes que se acercaban, adoro la magia de la noche.

Y llegó el momento de soltar la primera flecha, unos segundos de luz con la linterna y de repente la oscuridad, ya no tenía referencias, apenas podía ver mi propio arco, solo, y en la distancia... un punto de luz luminoso. Desasistido frente a un abismo de inseguridad, recordé a mi viejo maestro que nos acompañaba esa noche, recordé cuando hace unos años me habló de otros recursos que el ser humano, si quiere, puede utilizar.

Y empezó la fiesta, vimos volar los puntos de luz, sentí los impactos en las dianas multiplicados por diez, cuando la vista disminuye, el resto de los sentidos aumentan en su capacidad. La noche nos arropaba a todos, una noche de sensaciones e ilusión.

Alcanzamos el rellano del campo de entrenamiento donde habían más dianas, volaban las flechas y volaba la ilusión de los arqueros en ellas, la noche nos cubría por completo.

Al cabo de un rato Jordi Durall se preparó para lanzar una flecha al cielo, calculando el ángulo adecuado y con poca tensión de cuerda, una luz verde despegó hacia el cielo, se detuvo y empezó a descender hasta clavarse a unos metros de los arqueros, empezaban los fuegos artificiales.

Finalizada la fiesta, regresamos al bar del club y en la terraza liquidamos nuestra cena. Jordi Durall se levantó y empezó a contar chistes, al rato el otro Jordi respondió con más chistes, y así de Jordi a Jordi se amenizó la cena.


Lo pasamos divinamente, en compañía de buenos amigos, Maria José que acompañó a Durall, Jordi Gemma Marta y un amigo, Xavi y Carmen, José y Daniel, Yo y Miki, Fide, Oscar Ana y otros amigos.


Jordi López esperando su turno para contar uno de sus exquisitos chistes.


Y como era de esperar, los que no habíamos tenido suficiente, Jordi López, Marta, Carmen, Yo y dos amigos más volvimos a las dianas, la autonomía de los "gusiluz" nos permitieron disfrutar de nuevo esa noche mágica.

Jordi quiso emular al otro Jordi lanzando flechas al cielo, y le cogió el tranquillo en un abrir y cerrar de ojos. Allí como niños, bajo el amparo de una luna majestuosamente llena, jugábamos a no hacernos mayores... aprendimos a volar con nuestra imaginación montados en nuestras flechas luminosas.

Hay que repetir esa noche fantástica.

Robin

Sábado, 7 de Agosto de 2004

Querido diario.

7:00 AM Hora de levantarse, hay que preparar el bocadillo y la bebida, durante este mes de agosto no tenemos intendencia en el club de tiro, Oscar está reformando la cocina por lo que hay que avituallarse desde casa. Preparo la parafernalia arquera y la coloco en el cuatro ruedas, ayer por la noche cambié la vieja cuerda de mi Blackwidow por una nueva que me hizo Jordi Durall, la estuve probando en casa y funciona de maravilla, con la nueva cuerda y el fistmeller correcto parece que mi viejo recurvado haya rejuvenecido, y yo con él.

8:00 AM recojo a José en su casa para dirigirnos al club. Me dice que su hombro parece responder bien a unos anti-inflamatorios que le ha recetado el médico. Llegamos al club, aparcamos en el campo de entrenamiento, la temperatura es aceptable y se respira humedad por doquier, unas recientes lluvias han revitalizado el bosque. Almuerzo mientras José prepara su equipo de tiro, por lo visto mi generoso bocadillo ha alertado el fino olfato de blanca la perra del club que viene a recibirnos gimiendo de alegría.

Llega Oscar y un amigo, les sugiero que inicien el recorrido 3D, ya que estamos esperando compañía. Al poco rato escucho el sonido de un motor, ha llegado Jordi Durall. Retozamos un poco con nuestros arcos y decidimos los tres, Jordi, José y yo iniciar el recorrido, Carmen y Xavi llegarán más tarde.

Disparamos a la primera diana, un ciervo tendido, para seguidamente introducirnos en un bosque exuberante y húmedo, un viento suave nos reconforta a primera hora de la mañana. Primeros disparos, primeras impresiones, vuelan mis flechas, me encuentro muy relajado disfrutando con la agradable sensación de la nueva cuerda, el arco funciona de maravilla, mis flechas vuelan certeras.

Observo a Jordi ejecutar sus primeros disparos, disfruto una vez más con ese "feeling" tan especial, pero esta mañana percibo algo más... percibo ¡seguridad!, Jordi está creyendo en sus posibilidades, y eso es precisamente lo que puede hacer que se despache a gusto en el próximo campeonato de España de septiembre. Espero y deseo que algún día compita de nuevo en la categoría de arco recto con flecha de madera, no es lo mismo tener a 7 competidores (clásico) que a 40 (arco recto), algunos de un alto nivel competitivo.

Vamos resolviendo las diferentes dianas del circuito, José parece no quejarse del dolor de hombro, pero advierto que cuando tensa el arco y apunta, a los pocos segundos empieza a moverlo en el aire, algo así como si le apuntara a diez dianas a la vez, aunque a pesar de ello algunas veces suelta en la diana adecuada y caza a la volumétrica.

Estamos ya a medio recorrido y sigo muy a gusto disparando con la nueva cuerda, las flechas alcanzan seguras la zona de herido en la diana, cuando las coloco bien, Jordi se mete más y más en el tiro, muchas de sus flechas se clavan a pocos centímetros de las mías, otras en el centro del pleno.

Finalizado el recorrido, regresamos al campo de entrenamiento, nos cruzamos con una diana-cierva al lado del camino y le disparamos un par de flechas, ambos alcanzamos generosamente el pleno, observo a Jordi que casi parece que levite en el bosque y le digo... vamos a dispararle al hocico pero frente a él. Ante nuestras narices un hocico más pequeño que una pelota de ping-pong, hay que afinar el disparo, mi primera flecha pasa a un centímetro del morro de la cierva, la segunda da en la cara, es el turno de Jordi, dispara y su flecha se clava en el centro del afilado hocico de la cierva, me entusiasmo con ese disparo tan bien ejecutado y no le dejo disparar de nuevo, hay que mantener esa seguridad hasta el inicio del campeonato, en ese momento nadie mejor que él sabrá como canalizar su tiro con arco.

Robin

Sábado, 14 de Agosto de 2004

Querido diario.

Yepaaaaaa!!!! el lunes iniciaré mis tres semanas de vacaciones.

Esta mañana he recibido visita. Fernando, Olga, Chechu, Merce, Babu, Bosqui y Sra. Habíamos quedado en el campo de tiro para que se quitaran el mal gusto del recorrido 3D de Pardines que por lo visto está que da pena de mal cuidado, las mismas dianas desde hace cuatro años, algunas difícilmente reconocibles desde la piqueta de tiro.

Mientras esperaba su llegada les indico a José, Carmen, Miki y Jordi que inicien el recorrido, igualmente había que dividirse en patrullas pues no tenia idea de la hora de llegada del resto de arqueros. Esperando a la tropa, suelto mi primera flecha, al elevar el brazo derecho para tensar la cuerda noto un dolor agudo en el hombro, sorprendido, llego a la conclusión de que ese dolor ha sido fruto de alguna mala posición en la cama durante la noche. Tenia que ser precisamente hoy.

Llega el batallón de arqueros, le doy un fuerte abrazo a Fernando, mi co-administrador del foro "Arqueros en la Red", y un besazo a Olga, la que esta mañana iba a sorprenderme con sus acertados disparos.

Saludo a todos, y en pocos minutos iniciamos el recorrido. En la primera diana aguanto el dolor y suelto con mi apertura normal, pero en la segunda un pinchazo en el hombro hace que no suelte correctamente la cuerda y mis dos flechas a los pies de un generoso muflón. Menos mal que diana a diana he ido calentando el hombro, pero no he tirado cómodo y eso pasa factura.

Fernando, que sigue siendo un crío con un juguete en la mano, ha estado bastante acertado, mucho mejor que hace un año, se le ve muy bien adaptado a su recurvado Blackwidow. Chechu encantador como siempre y Bosqui ha resuelto el recorrido con mucho acierto disparando sus flechas de madera, que no son aluminios ni carbonos, tiene mérito. Merce ha disparado sus flechas bastante altas, parece ser que tiraba alto al estar acostumbrada a tirar en sala a distancias fijas y anclando al mejor estilo olímpico, al final del recorrido las dos flechas ya cazaban la diana, y eso... es buena señal.

Foto del grupo, de izqda. a dcha.: Olga, Josep, Babu, Fernando, Merce, Chechu y Bosqui.

Todos han disfrutado del agradable recorrido, el día acompañaba. La que más me ha sorprendido ha sido Olga, a la que quiero una "jartá". Como la que no hace nada se coloca en la piqueta y con una facilidad asombrosa resuelve la diana más difícil del circuito. Tiene duende sin duda alguna. Fernando podría acabar siendo un buen esparring, jejeje.

Olga en acción...

Al mediodía nos dirigimos a casa, Montse tenía muchas ganas de saludar a Olga y Fernando a los que no había visto desde nuestro último viaje a Madrid. También conoció al resto de arqueros, y estos a las tres bolas peludas de cuatro patas que guardan la casa, Ote, Nuka y Wolf. Sobre las dos del mediodía todos hacia el puerto a liquidarnos una paella regada con un excelente vino "Viña Esmeralda" un afrutado que es néctar de los dioses.

Nos despedimos y quedamos hasta su próxima visita con motivo del campeonato de España los días 17, 18 y 19 de Septiembre.

Robin

Miércoles, 18 de Agosto de 2004

Querido diario.

Metidos en plena movida olímpica...


Pues si señores, ya estamos de lleno en las Olimpiadas de Atenas.

Nuestra arquera española Almudena Gallardo no ha podido seguir con su racha de triunfos en el Panathinaiko Stadium y se ha quedado a las puertas de alcanzar los cuartos de final, tras perder ante la griega Evangelina Psarra.



Almudena inició la competición sabiendo que la helena, que contaba con el apoyo de su público, sería una rival complicada, ya que hace unos meses la ganó en el Europeo de la modalidad. Sin embargo, Almudena soñaba con dar la sorpresa e imponerse a Psarra, que logró una puntuación final de 160 puntos, por los 152 realizados por nuestra arquera.



Pero no hay que ponerse mustios, Almudena que ha afrontado en Atenas sus segundos Juegos Olímpicos, ha cumplido su primer objetivo de superar el puesto 33 que alcanzó en Sydney 2000, tras llegar a los octavos de final, poniendo un buen broche a su actuación olímpica.

Personalmente me siento orgulloso y satisfecho. Almudena estamos contigo.

Lo que me ha mosqueado bastante es la nula cobertura televisiva que han dado en TVE sobre el tiro con arco, ni en octavos de final he podido ver a nuestra representante, una vergüenza, los deportes minoritarios como siempre marginados por TVE, la que iba a dar esa gran cobertura televisiva, apaga y vámonos.

Los que si se han acordado del tiro con arco y de las demás especialidades olímpicas han sido los chicos del buscador Google, uno de los días apareció este gráfico en su página principal, un verdadero detallazo...


Robin

Miércoles, 25 de Agosto de 2004

Querido diario.

Ha llegado el momento de encargar un nuevo arco a los chicos de la factoría Blackwidow. Se trata del nuevo modelo recurvado PMA V "Ironwood" con una madera muy densa en el cuerpo y palas con laminaciones de bambú, dicen que es más estable, cómodo, y con algo más de velocidad.


He pedido unos cuantos accesorios, unos tornillos para las palas con acabado en cuerno de ciervo con el logo de BW, cuerdas, videos y una nueva chaqueta para el otoño-invierno...


Ahora toca esperar unos dos meses, casi una eternidad.


Estos días de vacaciones mi arco no descansa, con José disfrutamos de unas buenas jornadas de tiro en el club.

Parece que el tiempo va a cambiar de un momento a otro, lo hará cuando las lluvias hagan su aparición, con ellas el bosque recuperará su humedad y quienes gozamos entre los árboles podremos embriagarnos una vez más con ella.

Pasear por el bosque querido diario, es una buena terapia, al menos a mi me restablece.

Para caminar por el bosque y establecer "contacto", no hay que hacerlo como si estuviésemos en un supermercado analizando lo que hicimos ayer o planificando lo que haremos mañana, pues el presente se deslizará sin que nos demos cuenta. Debemos caminar por el bosque sintiendo nuestra propia respiración, sintiendo la tierra bajo nuestros pies, percibiendo el equilibrio. El bosque tiene esa magia especial que nos permite conectar con lo más profundo de nuestro interior, de allí surge inspiración, respuestas a preguntas y energía positiva, el bosque es el catalizador que lo hace posible.

Misterioso bosque de Robles...


Primero es necesario contactar con el bosque, en definitiva... con los árboles, debemos hacerlo inicialmente a nivel estético, pero es necesario hacerlo sin limitar nuestra reacción a decir "es precioso" o "es feo", hay que abrir un nuevo espacio interno. Hay que dejarse llevar por su atracción, no hay que elegir un árbol, hay que toparse con él, como quien se encuentra un elfo o un duende en el interior del bosque. Es importante utilizar todos nuestros sentidos, pues ellos son el pasadizo a una percepción de la realidad mucho más amplia de lo que podemos imaginar.

El uso que hacemos de nuestros sentidos y el modo en que nuestra mente procesa la variada información que le proporcionamos, son los factores que limitan nuestras percepciones sensoriales. Pero sabemos que más allá de nuestra visión ordinaria está la clarividencia, más allá de nuestra audición ordinaria está la clariaudiencia, más allá de nuestro tacto ordinario existe otro nivel de sensibilidad. Por tanto, es necesario abrir las puertas un poco más.


Uno de los árboles más comunes de mi comarca es el pino, bajo ese nombre genérico se incluyen más de cien especies. En un bosque mixto al atardecer te darás cuenta de que el pino parece aferrarse a la luz más que los demás árboles. Mientras que el follaje de otros árboles se va oscureciendo, las ramas y los troncos de los pinos siguen recogiendo la luz. El pino es un árbol de luz y de sol, hasta su corteza tiene la capacidad de captar la luz. El vigoroso crecimiento de sus brillantes agujas nos recuerda que en esta Tierra la luz es fuente de la vida misma. Las piñas de pino que transportan sus semillas muestran esa misma vitalidad.

Pino piñonero...


El pino, querido diario, tiene flores masculinas y femeninas en el mismo árbol, de modo que se fertiliza a sí mismo y en cierto sentido es un dador de vida. Attis, el Dios de la abundancia y la fertilidad adorado antiguamente en Asia Menor y Grecia, estaba asociado con un pino sagrado que moría y volvía a renacer a la vida.

Anochece, el cielo está cubierto de densas nubes, es muy posible que esta noche la lluvia preñe al bosque, mañana a primera hora puede ser alucinante perderse en su interior, el bosque, en su esplendor y poder, cobija algo que es mayor que nosotros, que está más allá de los sistemas de creencias estructurados y de las preocupaciones cotidianas.

Los árboles del bosque nos ofrecen una mano amiga, pero también nos desafían a hacernos más responsables de nuestro propio desarrollo, el gran árbol nos diría: "Ven a encontrarte con nosotros para poder evolucionar más, pero primero evoluciona más para poder encontrarte con nosotros".

Buenas noches diario.

Robin



Julio 2004

Agosto 2004

Septiembre 2004

Calendario (diario de Robin)